¿Sirve el aceite de oliva para la piel? Conoce todos sus beneficios

Seguramente has escuchado hablar sobre el aceite de oliva en el ámbito de la cocina y su exquisito sabor en los alimentos, además de ser un ingrediente esencial para el cuidado de nuestra salud.

Según investigaciones realizadas, el aceite de oliva puede prevenir los signos de envejecimiento prematuro y el daño solar debido a que contiene antioxidantes que pueden combatir los daños de los radicales libres, así como también, tiene un ingrediente llamado escualeno, que es obtenido de la aceituna y es el encargado de accionar en la prevención del envejecimiento de la piel o para problemas cutáneos como psoriasis o eczemas.

Aceite de Oliva

Tipo de ingrediente: emoliente, antioxidante, antiinflamatorio.
Principales beneficios: hidrata la piel seca, protege contra el envejecimiento prematuro, reduce el daño solar.
Quién debe usarlo: la mayoría de los tipos de pieles pueden beneficiarse, pero aquellos con piel sensible y propensa acné deben abstenerse de su uso.
Con qué frecuencia puedes usarlo: el aceite de oliva es seguro para usar en la piel diariamente.
Es compatible con: humectantes, como la glicerina, el ácido hialurónico y los aminoácidos.
No se debe utilizar en: generalmente, es recomendable el uso del aceite de oliva con la mayoría de los ingredientes.

¿Qué es el aceite de oliva?

Inicialmente, el aceite es derivado del fruto que comúnmente conocemos como la aceituna. Posee un alto contenido de ácidos grasos monoinsaturados, lo que se refiere a que es un tipo de grasa alimentaria; que ofrecen beneficios para la salud y la cosmética.

El aceite de oliva se encuentra entre los aceites vegetales de alto rendimiento y es reconocido por sus propiedades emolientes e hidratantes. Desde sueros hasta limpiadores faciales contienen aceite de oliva pero además, lo puedes encontrar en su forma pura con humectantes añadidos, especial para el cuidado de la piel.

Es importante señalar, que el aceite de oliva puede dañarse por el calor excesivo, por lo que el mejor almacenamiento es en un área fresca con una tapa bien sellada.


Beneficios del aceite de oliva para la piel

  • Evita la pérdida de agua; es decir, ideal para activar la hidratación en la piel, que es la encargada de aumentar el contenido de agua, mejorando la salud y la apariencia de la misma.
  • Previene el envejecimiento prematuro; debido a su alto contenido en vitaminas A, D, K y E, así como también los niveles de escualeno, pueden ayudar a disminuir el estrés oxidativo en la piel, causante de un envejecimiento acelerado en la piel.
  • Ayuda a la limpieza del maquillaje; esto se produce gracias a su capacidad de descomponer sustancias grasosas o cerosas como el rímel y el delineador a prueba de agua, sin embargo, no puede desaparecerlos completamente de la piel por lo que se necesita de un complemento limpiador para eliminar en su totalidad el maquillaje.
  • Cura las heridas; y es que las propiedades antioxidantes del aceite de oliva protegen las células de la piel y ayudan a sanar heridas, reduciendo el tiempo de cicatrización de las mismas.

Cómo usarlo

El aceite de oliva al ser emoliente y con propiedades oclusivas, es decir que ayuda a proteger la epidermis; se recomienda utilizarlo en el último paso de la rutina, haciendo la función de sellado para potenciar la máxima humectación en la piel.

En el día, se recomienda usarlo antes de la aplicación del protector solar. Como toda hidratación, se debe aprovechar cuando la piel aún se encuentre húmeda luego de la ducha para la perfecta aplicación del aceite de oliva.

Una recomendación que engloba cualquier tipo de aceites naturales o productos es controlar las cantidades. Es importante señalar que el uso excesivo del aceite de oliva puede causar la obstrucción de poros en algunos tipos de pieles.


Efectos secundarios

Para las pieles congestionadas o acnéicas, no es aconsejable el uso del aceite de oliva, ya que los ácidos grasos de todos los aceites vegetales son la fuente de alimento de las bacterias y levaduras, las cuales causan el acné.

Se debe tomar en cuenta que si el tipo de piel es graso, produce por ende altos niveles de sebo, en lo cual sería innecesario el uso de más emolientes en la rutina diaria.


Del 1 al 5: ¿Qué te ha parecido el artículo?

4.7 / 5. 38

Escribe un comentario